¿Qué hacer si tengo sensación de ahogo?

Tratamiento del laringoespasmo

El proceso de deglución implica varios pasos. Hay muchos nervios que ayudan a los músculos de la boca, la garganta y el esófago a trabajar juntos. Gran parte de la deglución ocurre sin que usted sea consciente de lo que está haciendo.Tragar es un acto complejo. Muchos nervios trabajan en un fino equilibrio para controlar el funcionamiento conjunto de los músculos de la boca, la garganta y el esófago.Un trastorno cerebral o nervioso puede alterar este fino equilibrio en los músculos de la boca y la garganta.El estrés o la ansiedad pueden hacer que algunas personas sientan opresión en la garganta o la sensación de que algo está atascado en la garganta. Esta sensación se denomina sensación de globo y no está relacionada con la alimentación. Sin embargo, puede haber alguna causa subyacente.Los problemas que afectan al esófago suelen causar problemas para tragar. Estos pueden incluir:Síntomas

Puede haber dolor en el pecho, sensación de comida atascada en la garganta, o pesadez o presión en el cuello o en la parte superior o inferior del pecho.Otros síntomas pueden ser:Puede tener problemas para tragar con cualquier comida o bebida, o sólo con ciertos tipos de alimentos o líquidos. Los primeros signos de problemas para tragar pueden ser la dificultad al comer:Exámenes y pruebas

Ansiedad de garganta

La disfagia es el término médico que designa la dificultad para tragar.    La disfagia suele ser un signo de que existe un problema en el esófago, el tubo muscular que transporta los alimentos y los líquidos desde la parte posterior de la boca hasta el estómago.

Lee más  ¿Cómo es la tos del cáncer de pulmón?

Si la disfagia es grave, es posible que no pueda ingerir suficientes líquidos y calorías para mantenerse sano. En los casos graves, incluso la saliva es difícil de tragar. Las complicaciones pueden ser la neumonía por aspiración (cuando los alimentos o líquidos son arrastrados a los pulmones), la desnutrición, la deshidratación, la pérdida de peso y la obstrucción de las vías respiratorias.

El equipo del Centro de Salud Vocal de la Universidad de Michigan le preguntará sobre sus síntomas y su historial médico, y luego le hará un examen completo de la cabeza y el cuello. Durante este proceso, también evaluaremos su calidad vocal, su eficiencia vocal y su técnica de habla.

Reflujo de laringoespasmo

Las personas que luchan contra la ansiedad suelen tener un miedo en el fondo de su mente que no desaparece. Un miedo que les hace difícil controlar su ansiedad o sentirse totalmente tranquilos y contentos incluso cuando son capaces de controlar sus ataques de ansiedad. Ese miedo es que su ansiedad esconda realmente algo más grave. Temen que los médicos puedan estar equivocados y que haya un peligro oculto dentro de su cuerpo en este momento que les esté provocando esos síntomas físicos.

En ningún lugar es más evidente ese miedo que cuando alguien con ansiedad siente que se está ahogando. Las sensaciones de asfixia son un problema muy real para quienes padecen ansiedad, especialmente los ataques de ansiedad, y pueden contribuir a esta sensación de peligro en cualquier momento.

Existen absolutamente algunos problemas de salud que pueden provocar la sensación de asfixia. La enfermedad por reflujo gastroesofágico es uno de los más comunes, y a menudo provoca un malestar importante y síntomas similares a los de algunos trastornos de ansiedad.

Lee más  Biodescodificacion falta de trabajo

La asfixia es uno de los síntomas de ansiedad más extraños, y hay pocas razones médicas para reconocer por qué se produce esta asfixia. La hiperventilación no parece causar asfixia. La ansiedad en sí misma tampoco parece causarla. No hay nada malo en la garganta durante un ataque de ansiedad. En cuanto a las causas físicas, es un poco misterioso.

Ansiedad por la sequedad de garganta

Aunque no hay ninguna razón aparente por la que se produzca esta sensación de ahogo (no hay nada en la garganta que provoque la sensación de ahogo), sientes que tienes que tragar o que te ves obligado a hacerlo, a tener arcadas o a jadear debido a algún bloqueo percibido en la garganta o en las vías respiratorias.

Esta sensación de ahogo por ansiedad puede aparecer y desaparecer raramente, ocurrir con frecuencia o persistir indefinidamente. Por ejemplo, puede sentir una sensación de ahogo de vez en cuando y no tan a menudo, sentirla de forma intermitente o sentirla todo el tiempo.

Comportarse con ansiedad activa la respuesta al estrés. La respuesta al estrés provoca inmediatamente cambios fisiológicos, psicológicos y emocionales específicos en el cuerpo que aumentan la capacidad del organismo para enfrentarse a una amenaza -para luchar con ella o huir de ella-, razón por la que esta respuesta suele denominarse respuesta de lucha o huida[1][2].

Una parte de los cambios de la respuesta de lucha o huida consiste en tensar los músculos del cuerpo para que sean más resistentes a los daños. Esto puede incluir los músculos de la garganta que ayudan a tragar. Este síntoma de ansiedad es un ejemplo de cómo puede sentirse la garganta cuando estamos ansiosos.

Lee más  Como ayudar a una persona con problemas emocionales